Conveyor technology for totes

Control innovador sin PLC ni ordenador

Para encontrar su destino, el SSI Autocruiser no requiere ni PLC ni un ordenador para el flujo de materiales. Cada vehículo dispone de un pequeño alojamiento para introducir las tarjetas de destino. Al realizar la carga, se le asigna al vehículo la tarjeta de destino correspondiente, por ejemplo “Almacén de productos acabados” o “Envío”. En la tarjeta, el destino va impreso en forma de código de barras. En cada punto de desvío del trayecto, por ejemplo si hay una aguja de desvío, esta tarjeta es leída por un escáner de códigos de barras.

La puesta en funcionamiento del SSI Autocruiser se desarrolla de forma rápida y económica. También en caso de modificaciones a posteriori de la guía del trayecto o ampliaciones de la instalación, es posible cambiar la programación de las agujas de desvío en un abrir y cerrar de ojos.

Gracias a la escasa inversión que requiere y a una reducción de los costes del 50 por ciento con respecto a la tecnología de transportadores convencional, con el SSI Autocruiser conseguirá una rápida amortización del gasto.

[---Error_NoJavascript---]